Plomería

💦Tengo una fuga de agua ¿Cómo se dónde?

En el día a día nos confiamos en el funcionamiento de la plomería en casa. Desde abrir la llave para tomar, lavarnos las manos, hasta un baño por la mañana, tener agua en casa es increíble.

Lo malo es no detectar una fuga de agua oportuna y que nuestro recibo del agua salga altísimo.

Fugas y problemas en la plomería

Para ahorrar y que no te salga un ojo de la cara eso que empezó como una gotita, es fundamental detectar las fugas de agua más comunes y cómo solucionarlas.

Antes de que podamos reparar una fuga de agua, debemos saber que tenemos una y de qué tipo.

Te contamos algunos de los tipos de fugas que pueden aparecer:

  1. Fugas por empaques dañados:
    • Los empaques con el tiempo se desgastan y terminan por tener filtraciones.
  2. Fugas por agua con exceso de cloro:
    • En algunas casas el agua contiene más cloro de la cantidad normal, esto para potabilizar el agua, pero lo que ocasiona que se dañen los empaques de sanitarios o de las llaves.
  3. Instalaciones mal hechas:
    • Muchos de los problemas que se tienen con la plomería del hogar, es por una mala instalación desde un inicio.
  4. Fugas por mal engrapado:
    • Cuando se engrapa mal un material de sujeción por ejemplo un codo, es común que con el tiempo se filtre el agua ocasionando una fuga de agua.

Para hacer una correcta instalación de los conectores se debe contar con las herramientas necesarias y tener en mente los problemas que se pueden derivar de una mala instalación así como de no usar los materiales correctos.

Publicado por: Diego García

23 / mayo / 21